Amar a Dios es complacerte, y no vale la pena preocuparse por el resto, sabiendo que Dios tendra cuidado de nosotros mas de lo puede decir o imaginar....

viernes, 26 de febrero de 2016


 





Quizás te Pueda Interesar..!!